DETALLE DEL ARTÍCULO

INDUSTRIA / Ing. Luis Aníbal Mora
INDUSTRIA & LOGÍSTICA 4.0:  LA CUARTA REVOLUCIÓN INDUSTRIAL

INDUSTRIA & LOGÍSTICA 4.0: LA CUARTA REVOLUCIÓN INDUSTRIAL

Ing. Luis Aníbal Mora

Hablar de la Industria 4.0 significa hablar de la cuarta revolución Industrial, y como consecuencia lógica, el sector logístico viene experimentando de forma paralela desde algún hace tiempo su propia revolución, lo que nos lleva a hablar del concepto de “Logística 4.0” que consiste en la fase de la digitalización del sector industrial, que incluirá no sólo la información sino también lo físico y que transformará especialmente los sistemas de producción.

Pero la digitalización de los sistemas de producción va más allá. Los sistemas ciberfísicos (cyber-physical systems, CPS), la robótica y la inteligencia artificial permitirán que las máquinas herramienta sean más modulares, flexibles y trabajen de forma autónoma. La Industria 4.0 implica llevar la automatización a niveles muy superiores a los actuales. Los sistemas automatizados podrán aprender y adaptarse a la fabricación de diferentes productos, podrán predecir averías o cambios en la producción e iniciar automáticamente operaciones de mantenimiento o correctivos.

La Industria 4.0 añadirá una mayor complejidad a las cadenas de suministro que tendrán que ser capaces de evolucionar en igual medida. Pero las mismas tecnologías que permiten hablar de Industria 4.0 están revolucionando también la Logística, pudiendo hablar de la Logística 4.0.

Internet de las Cosas

Internet de las Cosas, en inglés Internet of Things, abreviado “IoT”, es una tendencia que consiste en llevar la digitalización a lo físico, en la que los objetos reales forman una red de información. Los objetos se interconectan entre sí a través de redes cableadas e inalámbricas usando el protocolo de Internet.
Internet de las Cosas ya es real y se espera una gran proliferación de “cosas” conectadas en los próximos años. Se habla de “cosas” debido a los campos de aplicación prácticamente ilimitados: implantes para monitorización médica, automóviles con sensores incorporados, edificios inteligentes, plantas energéticas, vehículos auto tripulados, domótica, sistemas de control de tráfico, etc.







El Internet de las Cosas permitirá que la mercancía disponga de sensores para monitorizar la temperatura, la humedad, la geo localización, etc. Actualmente la combinación de sistemas como el RFID activo con sistemas geo localización y redes de comunicación inalámbricas ya están permitiendo monitorizar las mercancías en tiempo real y tomar decisiones de forma remota en base a los datos recibidos.

Finalmente, las empresas modernas progresivamente deben adoptar y enfrentar este reto de la nueva industria digital con las innovaciones tecnológicas y aplicaciones de internet para poder sobrevivir en el futuro y ser competitivos en los mercados globales.

La Cuarta Revolución Industrial
Cuando hablamos de Industria 4.0, el “4.0” se refiere a la Cuarta Revolución Industrial. A mediados del siglo XVIII la aplicación de las máquinas de vapor a la producción representó la Primera Revolución Industrial. A finales del siglo XIX y principios del XX, la popularización de la energía eléctrica y sus infraestructuras para su aplicación con fines tanto domésticos como industriales dio pasó a la producción en masa y a la división del trabajo, representando la Segunda Revolución Industrial.
Los vehículos autotripulados para transporte por carretera serán sin duda una realidad mucho antes de lo que pensamos. Actualmente el proyecto Google Car dispone de una flota de coches de dos plazas sin conductor para el transporte de pasajeros, que ya están funcionando a modo de prueba en calles reales de Estados Unidos, gracias a los sistemas de visión artificial, la geolocalización y la inteligencia artificial.

Los drones son otra de las apuestas de las empresas logísticas para un futuro próximo. La posibilidad de transportar por aire pequeñas cargas de forma eficiente y económica ya ha dado pie a varios proyectos para distribuir mercancía directamente del almacén al consumidor final.
Con el concepto Smart Factory, los sistemas de producción se alejarán de las plantas de fabricación centralizadas y en su lugar se crearán redes de unidades de fabricación interconectadas. Esto hará que se muevan materias primas y productos semielaborados de forma mucho más frecuente.

#BlogEcoeEdicionesMexico
#EcoeEdicionesMexico
email: logistics@logisticaonline.com


 
Ecoe Ediciones México - BIBLIOTECAS
Novedades - Descuentos- Promociones
Únete al Grupo Ahora